Get Adobe Flash player

El Cuerpo Causal


Tesoros almacenados en el cielo

     No os hagáis tesoros en la tierra, donde la polilla y el óxido corrompen, y donde ladrones minan y hurtan: sino haceos tesoros en el cielo, donde ni la polilla ni el óxido corrompen, y donde ladrones no minan ni hurtan. Porque donde esté vuestro tesoro, allí estará también vuestro corazón.  Jesucristo

                                                                        

        Cuando hacemos uso correcto de la energía que la Presencia YO SOY nos otorga, esta se eleva de vuelta al nivel de la Presencia YO SOY, que se almacena en el cuerpo causal.

     Al calificar la energía al nivel del chakra del corazón quedaba grabada con la vibración de amor, que corresponde al color rosa. Esa energía que hemos coloreado de manera única y recibido de vuelta en forma de amor y alegría, se deposita en la esfera rosa del Cuerpo Causal. De igual modo, el uso correcto de la luz mediante cada uno de los demás chakras aumenta las restantes esferas del Cuerpo Causal. La esfera blanca, por ejemplo, recibe las energías calificadas con frecuencias de pureza y armonía por medio del chakra de la base de la columna. La energía que se califica con sabiduría e iluminación a través del chakra de la coronilla se deposita en la esfera amarilla. La esfera violeta es el depósito de la energía que has grabado con las vibraciones de libertad y misericordia mediante el chakra de la sede del alma. La energía que has coloreado con las frecuencias de paz y fraternidad por medio del chakra del plexo solar se almacena en la esfera morada del Cuerpo Causal. La verde contiene las energías puras de la visión, la verdad y la integridad que provienen del tercer ojo. Y la esfera azul recibe toda la energía enviada desde el chakra de la garganta que vibra con las cualidades de voluntad, fe y determinación.

     En última instancia, es el predominio de nuestras preferencias y de nuestros logros lo que confiere identidad individual al Cuerpo Causal. Por ejemplo, si una persona siempre ha tenido inclinación por la ciencia o las artes curativas, y ha dedicado un tiempo considerable a perfeccionar sus talentos en esas áreas, su Cuerpo Causal tendrá una esfera verde muy desarrollada con numerosas sombras y matices de luz verde esmeralda. Quienquiera que haya permanecido con frecuencia en posiciones de liderazgo posee una poderosa esfera azul que predomina sobre las demás. Y aquél que ha pasado mucho tiempo en estado de contemplación y meditación manifestará destacadas cualidades del amarillo en su Cuerpo Causal. La luz espiritual que se genera al recitar decretos y afirmaciones también asciende al Cuerpo Causal e incrementa la esfera del rayo al que pertenece el decreto. Ello ocurre a medida que los decretos purifican la energía de los chakras, del aura y de la vida de una persona, así como de la de los que la rodean.

     Esas esferas del Cuerpo Causal son nuestros tesoros almacenados en el cielo. Contienen la energía de todo lo valioso y noble que hemos realizado y desarrollado a lo largo de nuestra existencia. Las energías de luz de todos nuestros talentos y logros se encuentran justo ahí: en nuestro Cuerpo Causal. En realidad, podemos acudir a ellos en el transcurso de nuestra vida. Veamos, quizá cuando eras pequeño o pequeña destacabas en el dibujo o en la pintura, pero una vez que te metiste de lleno en tu profesión perdiste interés. Si ahora deseas desarrollar esa vena artística, puedes llamar a tu poderosa Presencia YO SOY para que te envíe todas las aptitudes y talentos que has desarrollado con anterioridad en ésta o en otras vidas.

       De todos modos, conectar con las riquezas del Cuerpo Causal es sólo el principio. Cuanto más karma saldes, más luz del Cuerpo Causal se ancla en el aura para elevarte a ti mismo y a otros. El acceso total a este tesoro hallado de logros se obtiene por medio de la reunión con la Presencia YO SOY, lo cual se consigue en el ritual de la ascensión. En realidad, el Cuerpo Causal se convierte entonces en un singular cuerpo de luz de maestro ascendido para cada cual. Y decimos singular porque nadie más ha tenido ni las mismas experiencias ni los mismos triunfos. ¡Ésta es la gloriosa promesa que nuestro Cuerpo Causal nos hace!

 

 

 

Abundancia DivinaGratitud es la clave para la prosperidadLas Leyes de la Vida AbundanteDecretos para AbundanciaDios del Oro y el Dios TaborEl Cuerpo CausalBendición para el dinero

.

.

Get the Flash Player to see the wordTube Media Player.